La estética a nivel de empresa y las cirugías más demandadas

La estética a nivel de empresa y las cirugías más demandadas

Las estadísticas no mienten y dicen que cada vez más los españoles apuestan más por acudir a soluciones estéticas. Hasta no hace demasiados años esto parecía solo algo a lo que acudían los famosos, pero lo cierto es que ahora cualquiera puede tener acceso a la cirugía estética y poder tener ese cuerpo que tanto desea.

En este sentido, los expertos en este campo dicen que la cantidad mayores de operaciones estéticas suelen tener al verano como principal época, pues quizá como se ven unos físicos más atractivos que el de la propia persona, queremos tener acceso a ellos. Recordemos que a la vuelta de vacaciones, el tan temido septiembre, suele ser época de apuntarse al gimnasio, plantearse retos y en algunos casos, el de acudir a la cirugía estética.

Otra de las épocas del año que podemos decir que a nivel de empresa es más solicitado son los días anteriores a Navidad. Un buen regalo, ¿no?

Vamos a ver ahora un poco más cuáles son los tratamientos a nivel estéticos que más demanda tienen:

Conociendo los tratamientos estéticos de más éxito

Hay tratamientos válidos para toda clase de necesidades, en los que no siempre es necesario una intervención quirúrgica. Los pacientes, como nos señalan desde la famosa Clínica de Medicina Estética Doctora Rosa Bonal acostumbran a tener muy claro lo que quieren, aunque eso sí, también están abiertos a los consejos que les dan los especialistas estéticos.

A nivel estatal, las cirugías estéticas con mayor demanda son las siguientes:

Aumentos de pecho

Tienen un precio que va entre los 4.000 y los 7.000 euros, pero también hay que decir que es la operación que más suelen demandar las mujeres, gracias a ello pueden disfrutar de un tamaño de pecho acorde con lo que ellas demandan y con una mayor firmeza.

Lipoescultura

En este sentido, partiendo de 2.000 euros es posible quitarse la grasa que nos sobra, la cual se puede usar después para el relleno de las zonas que lo precisan más.

Blefaroplastia

De ella podemos decir que es la cirugía facial que más demandan los usuarios por su importante efecto rejuvenedor, el cual consiste básicamente en la extracción de los excesos de grasa o hasta de la piel y los músculos, todos ellos para poder abordar la corrección en la caída de los propios párpados. El precio puede llegar a ser de 3.000 euros.

Lifting facial

Es de lo más indicado para las personas que siempre desean parecer jóvenes y son unas incisiones que se producen en el cuerpo cabelludo y en la parte posterior del lóbulo de las orejas, ayudando a que se corrijan las imperfecciones que se producen con el paso del tiempo. Todo ello puede pasar de los 5.000 euros.

Rinoplastia

Con la rinoplastia se busca el aumento o disminución del tamaño de la nariz, pudiendo suponer también el que se corrija un tabique que se encontraba desviado o la corrección de algunos problemas a la hora de respirar, pudiendo llegar a los 6000 euros la operación.

Abdominoplastia

Una de las operaciones que más demandan las personas que tienen cambios de peso y donde la piel ha quedado en clara situación de descolgamiento. Una operación que llega a costar hasta 11.000 euros en muchos casos. Los efectos son evidentes, pues el abdomen pasa a ser más liso y con una mayor firmeza.

Reducciones de pecho

Aunque para muchas féminas esto pueda ser algo raro, también hay muchos casos en los que se solicita una reducción de pecho, tanto a nivel estético como de salud. Todos hemos visto a estrellas de cine o del deporte, como es el caso de Simona Halep que se redujeron el pecho por dolores de espalda.

Todo ello es posible evitarlo con una operación quirúrgica, que además va a poder reducir estos problemas de dolores por tamaño excesivo. Puede llegar la operación a costar del orden de 4.000 euros.

Otro de los detalles que merece la pena mencionar, es que han crecido mucho las operaciones en las cuáles se aumenta o se reduce el tamaño del trasero, la denominada gluteoplastia.

Podríamos  terminar diciendo que todos, en mayor o menor medida, solemos tener partes de nuestro cuerpo con las que no estamos conformes o que nos gustaría tener de tal o cual manera.

La mejor de las noticias, es que ahora, se puede hacer de tal forma que no nos dejemos unas cantidades astronómicas en ello. Además son muchas las clínicas que tienen una serie de descuentos o donde el acceso a la financiación en cómodos plazos está asegurada. Ahora depende del paciente elegir, ¿no?

Deja una respuesta